Mi perro se ha roto un hueso ¿Qué hacer? Aquí la respuesta




La mayoría de las fracturas de huesos en los perros son causadas por accidentes automovilísticos y caídas desde una altura. Los huesos más frecuentemente rotos son el fémur, la pelvis, el cráneo, la mandíbula y la columna vertebral. 
fractura-perro
Las fracturas más frecuentes son en el fémur y la pelvis

Fracturas abiertas o cerradas
Las fracturas se clasifican como abierta o cerrada. En una fractura abierta, el hueso se ve a través de una herida. En la fractura cerrada el hueso no se ve, pero a menudo lo que ocurre es que  se palpa la rotura debajo de la piel del animal.
Las fracturas abiertas son las peores ya que  son contaminadas por la suciedad y las bacterias y por lo tanto se acompañan de una alta tasa de infección de los huesos. Los signos de fractura ósea son:
  • dolor, 
  • hinchazón, 
  • incapacidad para soportar el peso y 
  • deformidad visible, con acortamiento de la pierna afectada. 

fractura perro
Fractura de cúbito y radio (mano)
¿Qué hacer si mi perro sufre una fractura?
En primer lugar, es necesario tener claro que, las lesiones que causan las fracturas también pueden causar shock, pérdida de sangre, y heridas en los órganos internos. En los perros con síntomas de shock, el control de shock tiene prioridad sobre el tratamiento de la fractura. Es una urgencia acudir al veterinario rápidamente.Los perros en shock deben transportarse acostados, ya sea sobre una superficie plana o en una camilla, para facilitar la respiración y evitar una caída de la presión sanguínea.

Cuando un perro siente dolor es poco cooperativo y puede morder en defensa propia, incluso a sus propios dueños. Por tanto, lo primero que se debe hacer es tomar precauciones para evitar ser mordido. Si es necesario, se debe colocar un bozal al perro.  

Las heridas abiertas  deben ser cubiertas con un apósito estéril, utilizando varias gasas. Si no se tienen gasas, cubrir la herida con un paño limpio o una toalla y envolverla sin apretar. Si hay sangrado persistente, aplicar cuidadosamente presión en el lugar. 

Entablillar fracturas alivia el dolor y evita golpes mayores mientras el perro está siendo transportado al hospital veterinario. La decisión de entablillar se basa en un número de factores, incluyendo la severidad y la localización de la lesión, el tiempo que se tardará en obtener ayuda profesional, la presencia de otras lesiones, y la disponibilidad de materiales. Tenga en cuenta que el entablillado inadecuado puede causar más daño que bien. 

  • No intente entablillar la pierna si el perro se resiste. 
  • Siempre entablillar la extremidad en la posición en la que se encuentra. No intente enderezar una pierna torcida. 
  • Cuando la fractura está por debajo de la rodilla o el codo, doble o enrolle una revista, un boletín papel, o un pedazo de cartón grueso alrededor de la pierna. Un rollo de cartón, como los del papel higiéncio o el papel de aluminio, es una buena elección si la fractura es abierta. 
  • Extienda la tablilla desde los dedos de los pies hasta un punto muy por encima de la rodilla o el codo. Mantengala en su lugar envolviéndola con un rollo de gasa, una corbata, o cinta. No envuelva herméticamente. 


Las fracturas por encima del codo y de la rodilla son difíciles de inmovilizar. La mejor manera de evitar daños mayores en estos casos, es mantener al perro lo más quieto posible. 

Las lesiones en la cabeza y lesiones de la médula espinal requieren un manejo especial. Las fracturas, donde los extremos de los huesos están en ángulo o distantes deben reducirse bajo anestesia general por un veterinario, para llevar los extremos a su posición original y realinear el hueso. Esto se consigue tirando de la pierna para superar las fuerzas musculares que causan el desplazamiento. Una vez reducida la fractura, la posición de la huesos deben mantenerse. En la mayoría de los perros, con fracturas por encima de la rodilla o codo  la posición se mantiene con clavos y placas metálicas, mientras que las fracturas por debajo la rodilla o el codo, se inmovilizan con férulas y yesos. Las fracturas que afectan a articulaciones por lo general requieren cirugía abierta. Las fracturas de la mandíbula causan mala posición de los dientes. La mandíbula debe ser ajustada y los dientes conectados entre sí para mantener la posición correcta hasta que la curación es completa. Las fracturas de cráneo con hundimiento pueden requerir cirugía para elevar los fragmentos hundidos del hueso. 

Entradas populares

Cláusula de exención de responsabilidad

Nota importante:el contenido disponible en esta página es meramente formativo y no sustituye en ningún caso a la opinión de un profesional. Se recomienda acudir a la consulta veterinaria antes de tomar cualquier determinación sobre el estado de salud de su perro. Esta web no es oficial de ninguna marca o producto. Todas las fotografías expuestas pertenecen a sus respectivos dueños y se muestran únicamente con fines informativos. La mayoría de las imágenes proceden de Wikimedia Commons, base de datos de imágenes libres de copyright.